26 Semanas.

Hola corazones
¿Cómo andan?
pues yo empecé la semana muy bien, con mucho ánimo para todo y parecía que tenia las pilas cargadas de energía, incluso el jueves decidí irme de compras, ya que como había sido mi cumple pues quería invertir algo de dinero que me habían dado en cogerme algo de ropa, bikini, zapatos y un libro... aun me dejo dinero para disfrutar de las rebajas, también le compre a Iván unos pantalones cortos que le hacían falta, y unas camisetas, y para la Elsa la compre la ropita para salir del hospital, os pongo foto, me faltan unos leotardos y una Rebequita, pero me esperare a las rebajas.
bueno pues después de llegar de compras acosté a Iván y todo normal como todos los días, me puse a ver la tele y todo bien, me fui a la cama pero unos dolores en la barriga me despertaron, eran contracciones, me dormía y me despertaban esos dolores, pero bueno no le di más importancia, ayer cuando intenté levantarme estaba muy mareada, sin fuerzas y con un terrible dolor de cabeza, deje a Iván en el cole y me fui a ver a mi medica de cabecera, se lo conté, me tomo la tensión y el pulso, el pulso iba raro, no estaba uniforma había algo que le alteraba, me hizo 1 electro para ver qué pasaba y se vio que cada 5 latidos los 2 siguientes iban descompensados, me dijo que podía ser porque tuviera contracciones que mi respiración cambiaba el ritmo cardiaco, total que me dijo que si cuando fuera a por Iván no me encontraba mejor, que entrara, y que si me notaba algo raro este fin de que no dejara de acudir a urgencias. Pero ya me encuentro mucho mejor, el lunes tengo cita de nuevo con ella y el martes con la matrona..

26 semanas
Mi último truco es agarrar algo, como mi cordón umbilical." Esta semana tu bebé pesa un poco menos de 1 kilo y mide 35.5 centímetros desde la cabeza hasta los talones. Su peso se triplicará desde ahora hasta que nazca, ya que en las próximas semanas irá acumulando grasa muy rápidamente. El bebé necesita toda esa grasa para poder ajustarse a las temperaturas más frías que hay fuera de ese lugar tan calentito en el que se encuentra ahora. Además, esa grasa será una fuente de energía y calorías en sus primeros días de vida. Es común que los recién nacidos, especialmente aquellos que son amamantados, pierdan peso en la primera semana (algunas veces hasta un 10 por ciento de lo que pesaban al nacer).




Los nervios en los oídos del bebé cada vez se están desarrollando más y por eso podrías notar que responde de una forma más consistente a los sonidos que le llegan de afuera. Asimismo, ahora respira de vez en cuando un poco de líquido amniótico, para practicar las primeras bocanadas de aire que tomará cuando nazca.




Etiquetas: